• Contacto publicidad
  • Envianos tu nota
  • Buscar

Zárate Alerta

Actualidad
11 enero, 2017

Continúan los bañistas en el río pese a la peligrosidad y las prohibiciones del Municipio

Desde Defensa Civil recordaron que debido a remansos, remolinos y elementos peligrosos en el lecho del río, está prohibido nadar en las aguas de la Costanera. Sin embargo muchos vecinos y visitantes ingresan al agua pasando sobre las vallas. Recomiendan ir a balnearios habilitados.

rio-banistas

Desde Defensa Civil de Zárate recomiendan “no bañarse en las aguas del Paseo de la Ribera debido a que son zonas prohibidas y nuestro río tiene una gran profundidad y correntada”.

Se estima que la profundidad alcanza los 25 metros y va en picada a pocos metros de la costa. Por esto se encuentran colocadas las vallas de contención alrededor de la costa y también la correspondiente señalización y cartelería que advierten sobre la prohibición y el peligro.

También rige la medida para la zona debajo del Puente Zárate Brazo Largo donde es aún más peligroso y lamentablemente se ha visto a personas bañándose. “Este río tiene remansos y muchos remolinos esto lo hace realmente muy peligroso para la vida humana”, afirma Claudio García.

El Municipio asegura que junto a personal de Prefectura Zárate “están ocupándose de llevar este mensaje a la comunidad para concientizar sobre la situación y evitar cualquier tipo de accidente”. Sin embargo no es por todos escuchado. Incluso pueden ser sancionados quienes no cumplan con la disposición.

Además, la Municipalidad detalló una serie de “RECOMENDACIONES PARA BAÑISTAS” entre las que se destacan:

•Concurrir a balnearios habilitados y con guardavidas.
•Respetar los carteles de seguridad e indicadores de peligro.
•Extremar las medidas de seguridad con menores. No permitir el ingreso al agua de los niños, sin el acompañamiento de un adulto.
•Respetar las indicaciones de los guardavidas.
•No ingresar al agua después de comer.
•Respetar el boyado de seguridad.

Curiosamente, en la ciudad de Zárate no existe un balneario público habilitado ni tampoco uno privado con acceso popular, por lo que pese a las promesas incumplidas de construir uno por parte del Ejecutivo, la gente opta por esta alternativa peligrosa e ilegal.

rio-prohibicion-nadar